Core Seeds

Trufas caseras de chocolate con marihuana.

Publicado el 18 de Noviembre del 2019

0

¿Eres un amante del chocolate y de la marihuana? Debes leer esto.

 

A prácticamente todo el mundo le gusta el chocolate. Los sabores dulces y sedosos provocan a nuestro paladar y, a la vez, nos hace sentir felices y satisfechos. Las trufas de chocolate son la cima de la restauración chocolatera, y tienen las texturas y sabores más suntuosos que existen. Así que ¿por qué no probar a hacer las tuyas propias? Y mientras lo hacemos, ¿porque no añadir nuestro ingrediente estrella?, la marihuana.

 
¿Sabías que comer chocolate influye de manera importante sobre nuestro estado anímico y que, por lo general, no lleva a un incremento en las sensaciones agradables y una reducción de la tensión?. El chocolate nos da la vida y la marihuana nos la alegra, así que es fácil deducir que la combinación de ambos es muy complicada de superar, por eso elaboramos y recomendamos esta fácil y golosa receta de trufas de chocolate con marihuana.

 
Si eres un amante del chocolate y de la marihuana, te encantarán estas trufas de chocolate cannábicas.


Medidas de seguridad


¡¡Siempre fuera del alcance de los niños!!

Como decimos siempre, tenemos que tener muy presente que el chocolate es una tentación para los niños ¡¡ y para los no tan niños!!, por eso desde aquí siempre recordaremos y recomendaremos que una vez elaboradas las trufas de chocolate, o cualquier otro tipo de dulce o receta con marihuana que pueda ser atractivo para niños, o para personas que no saben que llevan cannabis, ¡¡conservarlas en lugar seguro!!.

Ingredientes necesarios para unas 25 unidades


300g de chocolate, nosotros las hemos hecho con chocolate negro al 70% pero se puede utilizar el que más te guste.

200ml de nata

50g de mantequilla

3 gramos de cogollos de marihuana

virutas de chocolate, cacao en polvo o la cobertura final más nos guste

Elaboración


Lo primero siempre es integrar nuestros deseados cannabinoides presentes en la marihuana a uno de los ingredientes grasos de la receta, nosotros vamos a utilizar la mantequilla pero también sería posible integrar la marihuana en la nata a utilizar en la receta.

Si tenemos una mantequilla cannábica ya hecha sustituimos por la mantequilla y el cannabis de la receta.

Ponemos en un cazo un poco de agua y dentro un bol para preparar al baño maría nuestra cannabutter o mantequilla cannábica.  Añadimos la mantequilla y el cannabis triturado, y a fuego medio removemos y dejamos que se cocine unos 20-30 minutos.

Colamos la mezcla para retirar la materia vegetal, y dejamos que enfríe. Ya tenemos todo lo mágico del cannabis integrado en un medio graso, la mantequilla.

Al baño María, derretimos el chocolate junto a la mantequilla. Se puede hacer también en el microondas pero yo personalmente recomiendo hacerlo al baño María, el chocolate queda más brillante y porque con el microondas corremos el riesgo de que se queme la mezcla si no tenemos mucho cuidado.

 
Cuando se haya derretido, añadimos la nata para montar y mezclamos hasta que se hayan integrado todos los ingredientes.

 
Vertemos toda la mezcla en un bol y dejamos que se enfríe por completo.

Cuando haya enfriado, cogemos una cucharadita de la masa y la colocamos en un plato. Repetimos el proceso y vamos poniendo varias cucharaditas de la masa en el plato.

Cogemos una de las porciones y le damos forma de bolita. No es necesario que quede perfecto (las auténticas trufas tienen una forma irregular). Después la hacemos rodar sobre la cobertura que deseemos, virutas de chocolate, virutas dulces de colores, cacao en polvo… Incluso puedes bañarlas en chocolate blanco.

Podemos presentarlas tal cual en un plato, o colocamos en un molde pequeño de magdalenas o cupcakes.

Dosificación


Como siempre, las dosis de las que hablamos son orientadoras y más que prudentes. Los habituales a la cocina cannábica sabrán mejor que nadie qué dosis es la que les funciona mejor. A los primerizos en el cannabis ingerido siempre les aconsejamos precaución ya que una dosis elevada puede causar efectos no deseados o desagradables. También podemos saber más sobre como dosificar comestibles cannábicos en este artículo.

Nosotros para esta receta hemos utilizado 3 gramos de cogollos de alta calidad de  nuestra variedad Gorila Core, con un 20% de THC. Eso quiere decir que hemos introducido 600 mg de THC a nuestra receta ( 3 gramos de cogollos son 3000 mg, con un 20% de THC son 600 mg de THC) si hacemos 25 porciones tendremos 24 mg de THC en cada porción.

 

baner gorila


Y a disfrutar !!!

Ideal para esas tardes de ocio en buena compañía.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia. Si sigues navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies.

Aceptar